Seguramente en algún momento de tu vida de has preguntado ¿Quién soy? ¿Cuáles son mis cualidades? ¿Cuáles mis talentos y defectos? ¿De qué soy capaz? ¿Cuáles son mis éxitos y mis fracasos, mis habilidades y mis limitaciones? ¿Cuánto valgo para mí y para la gente que me importa? ¿Merezco el afecto, el amor y respeto de los demás?, ¿Puedo ser querido, valorado y amado?, ¿Qué puedo hacer por mí mismo? ¿Me drogo o tomo para evitar pensar o sentir dolor?

La autoestima es una condición interna: es lo que pienso y siento sobre mí mismo, no lo que piensa o siente alguna otra persona acerca de mí; Mi familia, mi pareja y mis amigos pueden amarme y aun así cabe la posibilidad de que yo no me quiera, puedo satisfacer las expectativas de otros y aun así fracasar en mi propia vida.

Por autoestima entendemos esa auto evaluación que expresa aprobación y desaprobación.

La autoestima tiene fases con cierta autonomía. Es posible tener una buena autoestima en el terreno intelectual pero no en lo afectivo, puede ser variable en distintos planos, actividades y prácticas: laboral, afectivo, intelectual, corporal, sexual.

Ese juicio sobre uno mismo es vital, cuando es positivo, permite actuar con aplomo, el sentirse a gusto consigo mismo nos ayuda a enfrentar dificultades, cuando es negativo, genera sufrimiento y molestias que afectan la vida cotidiana, nos dejamos llevar más por el deseo de ahorrarnos dolor que por el de buscar alegría.

La autoestima no es innata ni siquiera para la persona que tiene suficiente, no es sin costo tampoco es totalmente innata la destreza física de Cristiano Ronaldo.

Tener autoestima es sentirnos competentes para enfrentarnos a los desafíos y creernos merecedores de una recompensa.

La autoestima tiene varios aspectos: confianza en nuestra capacidad de pensar, aprender, elegir, tomar decisiones y aprender de nuestros errores al cometerlos, es nuestro derecho a ser reconocidos por los demás y pero lo más importante es: por nosotros mismos.

Características de las personas con buena autoestima:

  • Saben que cosas pueden hacer bien y qué pueden mejorar.
  • Se sienten bien consigo mismos.
  • Expresan su opinión.
  • No temen hablar con otras personas.
  • Se valen por sí mismas
  • Les gustan los retos y no les temen.
  • Luchan por alcanzar lo que quieren.
  • Cuándo no lo saben algo…preguntan sin temor o vergüenza.
  • Defienden su posición ante los demás.
  • No les molesta que digan sus cualidades.
  • Conocen sus cualidades y tratan de sobreponerse a sus defectos.

La admiración de los demás no crea nuestra autoestima, ni tampoco el matrimonio,  la maternidad, ni posesiones materiales, los actos de caridad, las conquistas sexuales y/o la cirugía estética, en ocasiones estos sucesos pueden ayudar a sentirnos mejor con nosotros mismos o a sentirnos más cómodos en algunas situaciones, pero la comodidad no es autoestima, la “zona de confort” genera sólo estabilidad.

Elementos que ayudan a mejorar tu autoestima:

ü  Sentido de pertenencia: Necesitamos experimentar que somos parte de algo, somos parte de una familia, un grupo, una comunidad, en la cual nos quieren y nos respetan y si no perteneces a ningún grupo, siempre puedes buscar uno afín a tus gustos, como un equipo deportivo, grupo social, religioso, etc.

ü  Complacernos: yo le comento a mis pacientes que se consientan todos los días mínimo 10 veces al día, ¿Cómo es esto?, si se te antoja un chocolate, un helado o ir a cine, ¡hazlo!, es importante que mientras te complaces en cosas pequeñas te trates con cariño, de la misma forma en que consientes a un  bebe o un ser querido, de esa misma forma háblate, tal vez al inicio pienses que es tonto, pero eso ocurre cuando no estamos acostumbrados a recibir cariño y mucho menos de nosotros mismos.

Practicar una actividad recreativa o deporte: toda actividad física librera estrés y permite que te cargues de energía, con esta energía tendrás mas vitalidad, mejoraras tu cuerpo y tu salud mental, así podrás alcanzar metas que creías que no podrías lograr.

Tener valores: Los valores constituyen la estructura del pensamiento, con ellos cada persona diferencia lo que está bien y lo que está mal, un firme sistema de valores ayuda a tomar decisiones con base en los hechos y no en las presiones externas así como ayudar a fortalecen el logro de metas específicas.

Proyecto de vida: esto ayuda a saber quién soy, cómo soy, así como plantear metas a corto, mediano y largo plazo en las diferentes áreas de la vida, en términos generales, un proyecto de vida le da un por qué y un para qué a la existencia humana.

Perdonar y sanar: A ti mismo con tus propias condiciones, a tu pasado que no puedes modificar, las circunstancia que vives y  las cuales puedes cambiar, a tus padres, que no elegiste y son como son, a los que te rodean y que debes aceptarlos tal cual son y no como quieres que sean. ¡Perdona-te!.

Frases a repetir: algunas frases ayudan en momentos difíciles y a creerte que eres digno de ser querido y respetado, estas frases te pueden ayudar.

 “Soy mucho más grande por dentro que por fuera”.

“Si me  acepto a mí mismo, los demás tampoco me aceptarán”.

“Ser excelente es saber decir: Me equivoqué y no cometer el mismo error”.

“Atreverse es arriesgarse en la vida por alcanzar lo que deseas”.

“Fracaso no significa derrota, significa que todavía no hemos obtenido éxito”.

“Fracaso no significa estupidez, sino el camino para recolectar la sabiduría necesaria para triunfar”.

Algunas personas quieren que todo sea perfecto antes de comprometerse con algo, pero el compromiso siempre precede a la acción. Si quieres llegar a algún lugar que valga la pena tienes que comprometerte contigo mismo. ¿Qué tipo de persona eres tú? ¿Has estado alcanzando tus objetivos? ¿Estás logrando todo lo que crees que puedes? ¿Cree la gente en ti? Cuéntanos como mejoras tu autoestima y si piensas que estos tips te ayudaran.

“Sólo podemos respetar, dar y amar a los demás cuando hemos respetado, dado y amado a nosotros mismos”.- AbrahamMaslow

Comentarios