México vive un grave problema de feminicidio. Ante esa realidad, la coreógrafa Magdalena Brezzo sintió un compromiso social de utilizar el lenguaje que ha sido su máximo medio de expresión para, más que denunciar, generar un espacio de luz en el que surjan más preguntas sobre el por qué de esta situación. Blanco es el título de la propuesta coreográfica de Brezzo, la cual aborda el tema del feminicidio en México y el rol de la mujer en nuestra sociedad.

Su más reciente creación escénica, con su compañía Camerino 4, se llevará a cabo en el Teatro de la Ciudad Esperanza Iris del Sistema de Teatros de la Secretaría de Cultura de la Ciudad Esperanza Iris.

Blanco_feminicidioPara la coreógrafa –miembro del Sistema Nacional de Creadores de Arte del Fondo Nacional para la Cultura y las Artes–, se trata de una pieza significativa dentro de su fructífera trayectoria, ya que le ha permitido ir más allá de un aporte estético y asumir un compromiso político a través de la danza.

“A partir de lo vivido en el país comencé a tomar conciencia de que mi trabajo y de que tenía que aportar algo a nivel político y no solo a nivel estético. Es casi imposible frente a este momento de tanta fragilidad y violencia no tomar voz”, afirma la artista escénica.

Blanco es una pieza conceptual más que narrativa. Es interpretada durante una hora por tres bailarinas que se hacen acompañar de un músico que crea la música para la obra. Como hecho sin precedentes, la creadora convocó a mamás con bebés en lactancia para que participen dentro del montaje y sean un símbolo de reflexión.

Sobre el proceso creativo, Brezzo explica que para acercarse a este tema tuvo
que sentirlo en toda la piel: “Es doloroso y complejo sin duda, pero considero que lo más complejo de hablar de estos temas es tener en cuenta que lo ético en la escena pesa más que el leguaje en sí mismo”.

-¿Cuál es el planteamiento de esta coreografía, es decir, es una denuncia, un espejo o cuál sería el mensaje que buscas dar al espectador? “Planteo que la obra sea un espacio de luz y de reflexión. No pretendo dar respuestas. Es más bien un espacio donde se crean más preguntas. No creo en las obras como denuncias, al menos no es donde surge mi interés por hablar de este tema”.

Sobre la connotación del título

Mientras que para la mayoría de las personas el color blanco es asociado con asuntos de pureza e inocencia, Brezzo explica que ella le da otra connotación y es idónea para el contenido de su coreografía.

Al respecto explica: “Escogí este color porque para mí significa justo lo contrario a pureza o inocencia. Desde mi punto de vista, el blanco es el color del poder. Por ejemplo blanco como el color de la piel blanca, la Casa Blanca, la trata de blancas, la cocaína, entre otras. Considero que es un color que claramente no representa a la mayoría. De ahí que el título de mi pieza surja como una crítica a ese color”.

A pesar de ser una compañía independiente, durante toda su trayectoria ha sido apoyada  por instituciones y organismos gubernamentales para nuevas producciones y con becas  económicas para sus integrantes. Su trabajo se ha presentado en América Latina, Europa y Asia.

Blanco se presentará el sábado 5 y domingo 6 de noviembre, a las 19:00  y 18:00 horas, en el Teatro de la Ciudad Esperanza Iris (Donceles 36, Centro Histórico, cerca del Metro Allende). Boletos en Taquilla y en el sistema Ticketmaster. Localidades: 136 pesos, entrada general, 50% de descuento limitados a estudiantes de nivel básico, maestros, personas con discapacidad, trabajadores de gobierno e INAPAM con credencial vigente.

Comentarios