Un análisis de una parte del movimiento de liberación negra

Por Javier Sacristán de Alva

Este artículo no busca ser una reseña histórica del Partido de los Panteras Negras por la Autodefensa (BPP, por sus siglas en inglés). Mi intención es hacer un análisis de su participación en la historia de los movimientos negros en Estados Unidos y de las consecuencias que tuvo la desintegración liderada por el fundador del Buró Federal de Investigación (FBI), Edgar Hoover, gracias a su programa de contrainteligencia COINTELPRO.

Para empezar, habría que situarse en la década de los sesentas. Varios países africanos peleaban por su independencia, por demostrarle al hombre blanco que los negros no sólo tenían alma, también tenían cerebros y podían gobernarse a pesar de los obstáculos que aquél ponía. En la tierra de la “democracia y la libertad” no existía igualdad y así se iban levantando distintas voces para demostrarlo. Estas voces tenían diferentes modos de lucha. Por un lado, Malcolm X,[1] que pertenecía a la Nación del Islam[2] y que aseguraba que los blancos debían morir, pues no eran solamente el enemigo, eran el demonio. Otra voz que se alzaba era la de un predicador: Martin Luther King Jr., quien siempre optó por la vía de la no violencia.

En todo el mundo los oprimidos alzaban la voz, las desigualdades se hacían cada vez más claras y las ideologías que predicaban, acerca de que todos los hombres debían tener las mismas oportunidades se hacían, cada vez, más presentes.

Es así como nace este movimiento de masas, un movimiento que decidió enfrentarse a su enemigo cara a cara; conociendo las leyes del país que los oprimía, sabían que podían estar armados en la vía pública, y así actuaron dando una nueva cara al oprimido, pues se habían negado a poner la otra mejilla. Era el momento de responder a los golpes y a la sangre con más golpes y con más sangre.

No es mi papel en este caso juzgar la importancia del BPP en la lucha por la igualdad en EU, ese es el papel de la Historia. Pero queda claro que la parte violenta de esta lucha se encuentra en mayor parte en el BPP y que, sin esa violencia, posiblemente esa lucha no hubiera avanzado a pasos agigantados como lo hizo en esa década y durante la corta vida del Partido.

Uno de los primeros documentos del BPP exigía al gobierno federal empleo para los afroamericanos, un hogar decente, poner fin a la explotación de la comunidad negra llevada a cabo por los blancos, volver a enjuiciar a los prisioneros negros con un jurado de afroamericanos, una educación que mostrara la decadencia de la sociedad americana y exigir el fin del abuso policial y de los asesinatos indiscriminados por parte de los oficiales de policía. Fue éste uno de los puntos que más llamó la atención.[3]

Los Panteras Negras exigían pan, tierra, casa, educación, vestido, justicia y paz; en fin, las exigencias usuales de los oprimidos a lo largo del mundo. Sin embargo, la mayor exigencia política era crear una colonia negra en el interior de Estados Unidos donde solamente los sujetos negros podrían participar. El programa del BPP terminaba citando el acta de independencia de 1776, en la cual  se aseguraba que los gobiernos habían sido creados para servir a su pueblo, cuando aquéllos no cumplían ese fin, podían ser alterados o destruidos.[4]

El BPP manejaba un programa de desayunos para niños, mismo que se había hecho muy popular en los barrios más pobres, antes de ir a la escuela, por fin, los niños afroamericanos habían desayunado y se encontraban al mismo nivel que los blancos. Los Panteras defendían a la comunidad en muchos aspectos, no sólo frente a la policía.

En un principio, el BPP había dejado claro que era una organización en extremo nacionalista, es decir, solamente admitiría integrantes afroamericanos y únicamente haría alianzas afroamericanas. Sin embargo, con el avance del tiempo, los fundadores

Huey Newton y Bobby Seale,[5] se dieron cuenta que los negros no eran los únicos oprimidos en EEUU. Así que empezaron las alianzas con latinos y los pieles rojas. La filosofía del poder negro, es decir de la autodeterminación de los afroamericanos, se extendió y evolucionó en el poder marrón y en el poder rojo.

La autodefensa era una de las ideas centrales en esa primera etapa de Malcolm X, así el BPP decidió llevar la autodefensa un paso más lejos: se dieron cuenta que los hombres podían ir armados en las calles y que, incluso, podían enfrentarse a la policía siempre y cuando no los insultaran. Por ejemplo cerdo no es un insulto, es el nombre de un animal.

El siguiente paso era armarse pero, ¿de dónde sacan armas estudiantes sin trabajo? La respuesta llegó fácil y muestra otra influencia en el BPP: las armas salían de vender el libro rojo de Mao Tse Tung en la Universidad.

Armas, desayunos, tiroteos contra oficiales que buscaban ejercer perfiles raciales con igual cantidad de muertos de ambos bandos, llevó a que el FBI y su director Edgar J. Hoover declararan al BPP como la principal amenaza contra la seguridad interna en su país y se dispusieran a erradicarlo. Ante esta situación, Hoover ideó un programa de contrainteligencia contra este movimiento que buscaba construir el comunismo en EEUU, con base en la igualdad racial, éste se llamó COINTELPRO.

Uno de los primeros pasos de COINTELPRO fue aumentar el flujo de drogas en los barrios afroamericanos. El gobierno de EEUU pactó con la mafia para que ésta pudiera traficar sin problemas. Esta decisión afectaría directamente al partido que llevaba una discusión fuerte sobre el uso de estupefacientes por parte de sus integrantes. Las drogas psicodélicas, aseguraba un comunicado del BPP, tales como la marihuana, el ácido o la mezcalina son importantes para construir la conciencia revolucionaria, pero después de que ésta ha sido construida pueden representar un obstáculo en la acción revolucionaria.[6] COINTELPRO empezó a funcionar y los arrestos a integrantes del BPP relacionados con drogas empezaron a aumentar considerablemente.

panterasSin embargo, el movimiento seguía creciendo en los barrios populares, el programa de desayunos abarcaba cada vez más niños y la ideología del BPP se hacía más popular. El BPP mostró una ideología más avanzada que los movimientos contemporáneos a él; el ejemplo más claro se encuentra en la igualdad entre hombres y mujeres dentro del Partido. Este era uno de los puntos que los separaba de la Nación del Islam, los musulmanes. Los movimientos de liberación exigían que la mujer estuviera en el hogar, o detrás del hombre. Estados Unidos se debatía en dar o no más derechos a las mujeres. El BPP daba armas a las mujeres pues ellas eran, también, parte de la lucha por la autodefensa.[7]

Otro punto a favor del BPP era la propaganda que pregonaba sus ideas por medio de su periódico, en mítines, giras de charlas, eslóganes, panfletos, carteles, dibujos, grafitis y símbolos; como el puño izquierdo cerrado con un guante negro haciendo referencia al poder negro, e incluso funerales.

Los Panteras Negras habían llegado a un punto máximo de su evolución, sin embargo había problemas. Huey Newton se encontraba en la cárcel, había sido acusado del asesinato de un oficial de policía, y de esos mismos cargos habían sido acusados otros líderes del partido. Los que no estaban en la cárcel estaban en el exilio, así COINTELPRO encontró los puntos débiles del BPP y logró, al final, su exterminación.

Pero antes de hablar del fin de los Panteras, habría que analizar su reacción ante el asesinato de Luther King Jr. El predicador, los últimos meses de su vida había empezado a relacionarse con el BPP, es decir, la no violencia se había acercado a grupos radicales. La razón más obvia de esta situación es que Martin Luther King se había dado cuenta que la autodefensa era necesaria. Hay teorías que aseguran que muchos Panteras participaron en los motines que provocaron su asesinato, el predicador de la no violencia se despidió, o provocó una despedida totalmente combativa contra la policía y la comunidad blanca.[8] Dos días después, un joven de 17 años, desarmado, fue asesinado por la policía, su cuerpo recibió diez disparos. 1968 fue un año de crecimiento dentro del BPP, aunque se debe aclarar que el crecimiento fue a base de sangre.

Uno de los errores que se pueden aprender del BPP fue no haber separado la acción clandestina de la acción legal. El mismo que podía estar en un mitin hablando, podía estar enfrentándose a tiros contra la policía en la noche. Esa forma de actuar dio la excusa perfecta para hacer cateos con lujos de violencia en las oficinas conocidas del BPP, así la violencia policial fue causando heridas pequeñas en el partido.

COINTELPRO terminó infiltrando el movimiento, mandando cartas a los líderes en el exilio y en EEUU poniendo a unos contra otros provocando que, debido a las drogas y la paranoia, utilizaran sus armas contra ellos mismos.

Los Panteras Negras se quedaron sin líderes políticos, sin embargo, las armas y los integrantes no desaparecieron. Los pandilleros afroamericanos en EEUU son consecuencia de COINTELPRO, un ejemplo de ellos son los bloods en Nueva York; los pandilleros tienen las armas y el discurso del BPP, aunque les falta el liderazgo político.

El presente artículo intentó presentar un pequeño análisis de una de las partes más radicales de la lucha por la igualdad racial en Estados Unidos. Le toca ahora al lector analizar las ventajas y las desventajas de darles armas a los oprimidos, queda claro que el BPP tuvo una actuación importante en el movimiento negro, incluso a pesar de su corta vida. La pregunta que se debe plantear es qué tanto crecerá la autodefensa en nuestro país. Ya lo dijo el Dr. Mireles: a los mexicanos nos toca elegir entre la autodefensa o las fosas, que siempre terminarán siendo narcofosas.

 

[1] La historiografía que revisa estos movimientos divide la historia de Malcolm X en dos etapas., La  primera se refiere a la más influyente dentro de las Panteras,  cuando Malcom X sale de la cárcel y se convierte en el vocero de la Nación del Islam. En ese entonces aseguraba que los negros debían armarse y defenderse. La segunda es cuando regresa de la Meca y  orar con todo tipo de seres humanos le demostró que la convivencia era posible.

[2] Afroamericanos musulmanes que seguían a un hombre llamado Elijah Muhammad, quien tenía su propia y particular interpretación del Corán.

[3] George Katsiaficas, “Organization and Movement: The Case of the Black Panther Party and the Revolutionary People’s Constitutional Convention of 1970” p.4 en http://www.eroseffect.com/articles/Rpcc.pdf Consultado el 23 de octubre de 2014

[4]Ibid. p.10

[5] Newton y Seale eran estudiantes universitarios que habían estudiado las teorías comunistas y habían seguido de cerca los ideales de Malcolm X.

[6] Katsiaficas, op. cit., p. 24.

[7] Sundiata Acoli, “Una breve historia del Partido de las Panteras Negras y su lugar en el Movimiento de Liberación Negro en http://1977voltios.blogspot.mx/2010/09/los-panteras-negras.html. Consultado el 27 de octubre de 2014

[8] “The Black Panther Party”, disponible en línea: http://www.marxists.org/history/usa/workers/black-panthers/ Consultado el 20 de octubre de 2014.

 

 

Comentarios